sábado, 9 de diciembre de 2017

LA VERDADERA HISTORIA DE NAVIDAD




En Antioquía, probablemente en 386, Juan Crisóstomo impulsó a la
comunidad a unir la celebración del nacimiento de Cristo con el del 25
de diciembre, aunque parte de la comunidad ya guardaba ese día por lo
menos desde diez años antes. En el Imperio Romano, las celebraciones
de Saturno durante la semana del solsticio, que eran el acontecimiento
social principal, llegaban a su apogeo el 25 de diciembre. Para hacer
más fácil que los romanos pudiesen convertirse al cristianismo sin
abandonar sus festividades, el papa Julio I pidió en el 350 que el
nacimiento de Cristo fuera celebrado en esa misma fecha.

Algunos mantienen que el 25 de diciembre fue adoptado solamente en el
siglo cuarto como día de fiesta cristiano después de que el emperador
romano Constantino I el grande se convirtió al cristianismo para
animar un festival religioso común y convertir a los paganos en
cristianos. La lectura atenta de expedientes históricos indica que la
primera mención de tal banquete en Constantinopla no sucedió sino
hasta 379, bajo San Gregorio Nacianceno. En Roma, puede ser confirmado
solamente cuando se menciona un documento aproximadamente del año 350,
pero sin ninguna mención de la sanción por el emperador Constantino.
No se conoce exactamente el día del nacimiento de Jesús (ya que los
datos cronológicos no son exactos y las fuentes históricas no
mencionan fechas, como es el caso de la Biblia). Sin embargo, el Papa
Julio I estableció la fecha del 25 de diciembre, día próximo a muchas
fiestas del solsticio de invierno para la iglesia de Oriente, fijando
así la solemnidad de navidad en esta fecha.

Con anterioridad los romanos también llevaban a cabo sus celebraciones
los días del 17 al 23 de Diciembre, en unos días festivos en los que
el arte de la cocina tenía un protagonismo importante y el día 25 de
diciembre era la fiesta pagana de la exaltación del Sol. Aunque se
cree que Jesucristo nació hacia la primavera - y unos cinco años antes
de lo que fija nuestra era contabilizadora- . Pero los primeros
cristianos eligieron la fecha para hacerla coincidir con las fiestas
paganas de Sol.

De esta manera seguía la política de la Iglesia primitiva, el cual
consistía en absorber y no en reprimir los ritos paganos existentes,
que desde los primeros tiempos habían celebrado el solsticio de
invierno y la llegada de la primavera. La fiesta pagana más
estrechamente asociada con la nueva Navidad era el Saturnal romano, el
19 de diciembre, en honor de Saturno, dios de la agricultura, que se
celebraba durante siete días de bulliciosas diversiones y banquetes.
Al mismo tiempo, se celebraba en el Norte de Europa una fiesta de
invierno similar, conocida como Yule, en la que se quemaban grandes
troncos adornados con ramas y cintas en honor de los dioses para
conseguir que el Sol brillara con más fuerza.

Pasaron 345 años desde el nacimiento de Jesús hasta que la Navidad fue
oficialmente reconocida por la iglesia católica. La acción de dos
santos, Juan Crisóstomo y Gregorio de Nacianceno, fue decisiva para
que finalmente se declarara como fecha del nacimiento de Jesús, el día
25 del mes de diciembre. Esto era una clara muestra de que la iglesia
continuaba con su estrategia de manipular ritos paganos ya existentes
para eliminarlos, pero evitando el descontento masivo por la ausencia
de negación oficial de los mismos. La figura de Papá Noel (Santa
Claus, Sinterklaas o Pere Noel según el país), al parecer estaría
inspirada en la vida del obispo de Mira - en la actual Turquía -
conocido hoy como San Nicolás, cuya inmensa popularidad por su bondad
y generosidad con los pobres estableció la creación de un mito para la
navidad.

Cuando en invierno los árboles perdían sus hojas, los germanos los
vestían para que los espíritus buenos que en ellos habitaban
regresaran pronto. Los adornos más comunes eran manzanas o piedra
pintadas, eso fue el origen de los adornos, las bolas de cristal se
incorporan alrededor de 1750 en Bohemia. Buena parte de la tradición
del árbol de Navidad, en cambio, tuvo su origen en una leyenda
europea: se dice que durante una fría noche de invierno, un niño busco
refugio en la casa de un leñador y su esposa, que lo recibieron y le
dieron de comer. Durante la noche el niño se convirtió en un ángel
vestido de oro: era el niño Dios. Para recompensar la bondad de los
ancianos, tomo una rama de un pino y les dijo que la sembraran,
prometiéndoles que cada año daría frutos. Y así fue: aquel árbol dio
manzanas de oro y nueces de plata.

Fue San Francisco de Asís quien populariza la costumbre de armar un
pesebre. En su viaje a Belén, en el año 1220, quedo asombrado por la
manera como se celebraba allí la Navidad. Entonces, cuando regreso a
Italia le pidió autorización al Papa Honorio III para representar el
nacimiento de Jesús con un pesebre viviente. A partir de ese momento,
la tradición se extendió por Europa y luego por el resto del mundo.

Hoy Papá Noel, el arbolito y el pesebre son los símbolos universales
de la Navidad. La escena que representa el nacimiento de Cristo se fue
completando con el paso del tiempo Principio del siglo IV: Cristo en
un pesebre y habían solamente una vaca y un asno. A fines del siglo
IV: Se agregan una estrella, Virgen María, recién a partir del año
431, con el Concilio de Éfeso, aparece en el centro de la imagen.

La aparición de Papá Noel también llamado Santa Claus. Como la
tradición del árbol navideño o la representación del pesebre, son
costumbres que provienen de la leyenda como de la realidad analizadas
anteriormente. La costumbre fue recibida con entusiasmo por el resto
de los países europeos y posteriormente, desembarcó en el continente
americano. Otro factor típicamente navideño son los villancicos, que
ya existían antes de la moderna fiesta navideña. Los cánticos
originales se compusieron mayormente en el siglo XIX. Luego su auge
llevó al nacimiento de tantos otros.

La primera tarjeta navideña se imprimió en el año 1846 en la ciudad de
Londres, Inglaterra. Muchos años más tarde aparece la mítica figura de
Santa Claus, con su trineo tirado por renos y cargado con enormes
sacos con juguetes, que obsequiaría a los niños que tuvieran buenas
actitudes. Este personaje navideño es un invento de los Estados
Unidos, sin embargo, la leyenda que habla de Papá Noel es mucho más
antigua y no es estadounidense.



jueves, 7 de diciembre de 2017

La importancia de que los niños escriban a mano.




Muchos educadores, psicólogos, neurólogos, cuestionan el abandono de la escritura manual y resaltan la gravedad del problema porque en el camino se están perdiendo muchas capacidades cognitivas que acompañan al proceso de aprendizaje de la escritura.

Es un hecho que cada vez más niños manejan con mayor solvencia, para hacer sus deberes, los aparatos electrónicos, abandonando y sacrificando de paso la escritura, sea en cursiva o letra de molde. En muchos centros de enseñanza se lo ve como un proceso normal que acompaña el desarrollo de los tiempos: la tecnología está a nuestro alcance y no se debe desaprovechar. Los niños pueden hacer sus trabajos con más rapidez y eficiencia si usan teclados, así como pueden prescindir del cálculo mental y usar a cambio las calculadoras.

Igual no se trata de permanecer atados a la tradición de escribir a mano porque sí, tradición que ha ido cambiando desde cuando el primer hombre dejó pintada en una caverna su mano, para después labrar la piedra a punta de cincel, usar las plumas de los pájaros, fabricar el papel y así por delante, hasta llegar a un aparatito pequeño que en cuestión de segundos envía mensajes y comunica en forma breve y resumida una idea.

Los niños no solo aprenden a leer más rápido cuando han aprendido a escribir a mano sino que también se vuelven mejores generando ideas y reteniendo información.

“Cuando escribimos, un circuito neuronal único se activa automáticamente” dice Stanislas Dehaene, psicólogo francés. “Existe un reconocimiento clave en la palabra escrita, una especie de estimulación mental en el cerebro. Y parece que este circuito actúa de maneras que ni siquiera percibimos, volviendo el aprendizaje más fácil”.

Un estudio realizado por la psicóloga Karin James de la Universidad de Indiana reafirma esta visión. A un grupo de niños que aún no habían aprendido a leer y escribir se les mostró una letra o una figura y se les pidió que las reprodujeran mediante una de las siguientes maneras: trazar la figura en una página que tenía una línea de puntos, dibujarla en una hoja en blanco o escribir la letra en el computador. Luego se escaneó sus cerebros y se les mostró la imagen de nuevo.

Cuando los niños habían dibujado la letra con su mano, exhibían una actividad mayor en tres áreas del cerebro, las mismas que se activan en los adultos cuando leen y escriben.

En contraste, los niños que habían usado el teclado o unido puntos no mostraron esa actividad cerebral mayor, tan sólo una débil reacción.  James atribuye la diferencia a el posible “desorden” generado por la escritura a mano. No sólo se debe planear primero sino ejecutar luego, algo que no es necesario cuando se tiene una línea de puntos o un teclado. Además los resultados varían muchísimo. Esa variabilidad puede ser en sí misma una herramienta de aprendizaje. “Cuando un niño escribe una letra de forma irregular, eso le puede enseñar a aprenderla” dice James.

El cerebro debe entender que cada posible repetición de digamos una “a” es la misma, sin importar cómo la veamos escrita. Ser capaces de descifrar la irregularidad de cada “a” puede ayudar a establecer esa eventual representación que ver el mismo resultado varias veces. “Esta es la primera demostración de cambios en el cerebro inducidos por la práctica” agrega James.

En otro estudio, James comparó niños que escribían las letras, con otros que tan sólo miraban hacerlo. Concluyó que sólo el esfuerzo induce cambios en el cerebro que facilitan el proceso de aprendizaje.

El efecto va mucho más lejos que el simple reconocimiento de las letras. Virginia Berninger, psicóloga de la Universidad de Washington, en un estudio con niños entre siete y diez años, demostró que la letra impresa, la escrita a mano y la escrita en el computador están asociadas con diferentes patrones cerebrales, separados, y  que cada uno resulta en un producto final diferente. Cuando los niños componen un texto a mano, no solo producen más palabras sino que lo hacen más rápido que quienes lo hacen en el teclado. Además expresan más ideas. Y las imágenes cerebrales tomadas en los niños mayores sugirieron que la conexión entre escribir a mano y la generación de ideas va aún más allá. Cuando quienes escribían mejor a mano tuvieron que presentar ideas para un ensayo, mostraron una mayor actividad neuronal en áreas asociadas con la memoria de trabajo y una activación general en las redes neuronales  de escritura y lectura.

Además, parece existir una diferencia entre la escritura de molde y la cursiva, una distinción importantísima pues la cursiva se va desvaneciendo a gran velocidad en las escuelas. La dislexia, dificultad para leer, hace que algunos individuos que no pueden hacerlo en letra impresa sí lo hagan en cursiva y viceversa, sugiriendo que los dos modos de escribir activan redes neuronales separadas y que requieren mayor compromiso cognitivo que el necesario para aprender una sola forma de escritura.

Berninger va más allá y sugiere que el aprendizaje de la letra cursiva puede ayudar en las habilidades de auto control de una manera que otros modos de escritura no logran hacer. Algunos investigadores señalan que el manejo de la escritura cursiva podría ser una cura para la dislexia.

Cursiva o no, los beneficios de escribir a mano van más allá de la niñez. Para los adultos puede ser más rápido y eficiente teclear, pero esa eficiencia puede disminuir la capacidad para procesar nueva información. Estudios en la Universidad de California demuestran que los estudiantes aprenden mejor cuando toman notas a mano que cuando lo hacen en el computador. Contrario a lo sugerido por otros estudios que atribuían la diferencia a los efectos distractores del computador, este estudio sugiere que la escritura a mano permite al estudiante procesar mejor el contenido de una clase, mediante un mejor entendimiento y un mejor uso de la memoria.

No todos los expertos en el área están convencidos de los beneficios a largo plazo de la escritura a mano, aunque uno de esos escépticos, Paul Bloom, psicólogo de la Universidad de Yale, reconoce que el estudio es novedoso: “con la escritura a mano, se está forzando a quien lo hace a enfocarse en lo que es importante” y después de un momento de reflexión agrega, “tal vez le ayude a pensar mejor”.

El uso de todas las herramientas electrónicas puede traer muchos beneficios en las escuelas, sobre todo en áreas rurales donde el acceso a la información es muy difícil. Pero eso no quita que se sigan usando el lápiz y el papel, pues de no hacerlo se privará a muchos niños y futuros adultos del forjar y equipar regiones del cerebro que alberguen y nutran un conocimiento amplio y provechoso.


martes, 5 de diciembre de 2017

Pasear al aire libre, un beneficio para nuestra mente

Mujer con zapatillas rosa caminando


Pasear al aire libre es divertido y saludable para tu cuerpo, y también es bueno para tu cerebro y para tu mente. Cualquiera que lo haya hecho puede dar fe de ello. Pero, más allá del testimonio personal que cualquiera pueda dar, está científicamente demostrado que pasar tiempo al aire libre provoca mucho beneficios mentales.
Pasear al aire libre nos ayuda a luchar contra la negatividad, a aliviar el estrés e incluso a combatir la depresión. La sensación de liberación física que sientes cuando sales, te ayuda a sentir también liberación mental y a ser más optimista. Pero esto no es todo.

Pasear al aire libre ayuda a aliviar la depresión

Según un estudio de la Universidad de Michigan, pasear al aire libre está vinculado con una mejor salud mental y mayor positividad. Además, estar al aire libre mejora los niveles de depresión y el estrés.
Mujer andando con zapatillas de deporte
Por otra parte, un estudio de la Universidad de Glasgow encontró que las personas que caminaron al aire libre, pasearon en bicicleta o salían a correr en la naturaleza tenían un menor riesgo de mala salud mental que la gente que hacía deporte en interiores.

Pasear al aire libre puede mejorar tu enfoque y aumentar la creatividad

De acuerdo con un estudio publicado en Psychological Science, interactuar con la naturaleza da al cerebro un descanso de la sobreestimulación a la que está sometido todos los días, lo que puede tener un efecto reparador en los niveles de atención.
La multitarea de la vida moderna exige demasiado a las áreas del cerebro que están implicadas en la represión de las distracciones, en el pensamiento creativo y en el desarrollo de un sentido de identidad.  En este sentido, un grupo de investigadores de la Universidad de Utah descubrió que pasar unos días en la naturaleza mejoraba la creatividad de la gente en un 50%.

La naturaleza nos ayuda a calmarnos

Estar entre árboles tiene un impacto positivo. Se ha demostrado que reduce los niveles de estrés y la presión arterial. Una investigación realizada en Japón, un país de largas jornadas de trabajo y las altas tasas de suicidio, revela que sumergirse en el mundo natural reduce significativamente los niveles de estrés y protege de la depresión.
Por otra parte, los sonidos de la naturaleza tienen un gran impacto positivo en nuestra salud y bienestar. Diversos estudios revelan que los sonidos naturales y el silencio de lanaturaleza tienen muchos beneficios para la salud física y mental, especialmente para la gestión del estrés.
Los olores de la naturaleza también juegan un papel importante en el impacto que tiene sobre nuestra salud el medio natural. Nuestro sentido del olfato está estrechamente vinculado a las partes del cerebro responsables del procesamiento de la emoción.
Así, los olores  tienen un impacto inmediato y profundo. Los árboles y las plantas emitenfitoncidas, un compuesto orgánico que ralentiza la respiración y reduce la ansiedad.
Camino con árboles

El agua es bueno para el cuerpo y el alma

Una investigación realizada por la Universidad de la Escuela de Medicina de Exeter, en Inglaterra, sobre las cualidades esenciales del agua y su papel en nuestro bienestar psicológico, encontró que los iones negativos del agua son antidepresivos naturales.Estos iones negativos  se encuentran en gran cantidad incluso en un cubo de agua.
Por lo tanto, pasear cerca de lagos, ríos y arroyos, incluso charcas y fuentes, es muy beneficioso para la salud emocional. Si además puedes darte un chapuzón, los beneficios se multiplican, ya que los vasos sanguíneos se dilatan por el agua fría, lo que estimula al cuerpo a expulsar las toxinas y liberar endorfinas para sentirse bien.

La naturaleza nos ayuda a recuperarnos y fortalece el sistema inmunitario

Según una investigación llevada a cabo en la Universidad Tecnológica de Chalmers en Suecia, el campo tiene un impacto positivo en la convalecencia. La investigación encontró que incluso el mero hecho ver árboles a través una ventana de hospital mejora las tasas de recuperación.
Por otra parte, un grupo de investigadores de la Nippon Medical School de Tokio encontró que las mujeres que pasaron seis horas en el bosque a lo largo de dos días tuvieron un aumento de las células blancas de la sangre y que combaten los virus y  tumores, y que el impulso duró por lo menos siete días después.

https://lamenteesmaravillosa.com/

10 beneficios para los niños de la escritura a mano

De:http://www.guiainfantil.com/


Por qué los niños deben trabajar la escritura

Los adultos dedicamos cada vez menos tiempo a escribir a mano. En la era digital, casi todo lo que tenemos que comunicar por escrito lo digitamos ya sea en un ordenador, tablet o smartphone. 
Sin embargo, los niños en el colegio practican la escritura desde las primeras etapas de la educación infantil, primero estimulando su coordinación fina a través de trazos y dibujos para continuar con la escritura tradicional cuando ya están preparados. Pero, ¿te has parado a pensar qué ventajas tiene que escribamos a mano? Quizás después de conocerlas, quieras dedicar un tiempo al día tanto a escribir a mano como a fomentar que tu hijo lo haga.

10 motivos por los que los niños deben escribir a mano

Ventajas de escribir a mano
Hacer dictados les resulta aburrido a algunos niños, así como escribir los enunciados de las preguntas al hacer deberes o elaborar una redacción sobre algo inventado. Sin embargo, además de otros beneficios que traen esas actividades, el simple hecho de plasmar ideas y palabras en un papel trae un sinfín de ventajas:
1. Potencia el aprendizaje y el desarrollo del niño.
2. Estimula habilidades en la infancia como la memoria, la atención y concentración o la organización.
3. Retiene información de manera más intensa que al hacerlo en ordenador o tablet.
4. Aumenta la creatividad, el espíritu crítico y la autoestima.
5. Ayuda a fomentar la lectura y el hábito de leer.
6. Facilita la coordinación psicomotriz.
7. Ayuda a desarrollar la motricidad fina de los niños.
8. Adquirir buenas habilidades de escritura facilita el camino hacia un futuro de más éxito profesional.
9. Estimula los circuitos cerebrales.
10. Ayuda a que el niño desarrolle sus capacidades en otras actividades como jugar, dibujar o colorear.

¡¡Únete a nuestra asociación!!





     Hoy es el día del voluntario.

      En Alegría Global Valle de Ricote, somos socios-voluntarios que con muchas ganas intentamos sacar todos los proyectos. El secreto es la ilusión. 

     Si te apetece hacer cosas con ilusión y alegría y colaborar activamente, no lo dudes y únete a este grupo que cada vez está siendo más grande.




domingo, 26 de noviembre de 2017

FIESTA DE NUESTRO CONCURSO DE CUENTOS, CUENTOS GANADORES, FOTOS.... TODO!!!!

Ayer vivimos una tarde muy especial, empezamos agradeciendo a todos los niños que han participado en el concurso, profesores, padres, abuelos, hermanos, y gracias por asistir a las concejalas del ayuntamiento,

- Mari Carmen Alcolea de Cultura, Turismo y Mujer
- Ángela Gomez García de Política Social y Personas Mayores


¡¡Estamos muy contentos por poder realizar la cuarta edición del concurso de cuentos.!!


"Es en las cosas sencillas,
en los juegos de cada día,
en disfrutar la naturaleza
y compartir un buen rato con amigos,
en donde los sueños se inspiran."

Este fragmento pertenece al cuento
"El gato Caramelo" de Mayer Nicolás Melgar.


Agradecimos de todo corazón a Mayer Nicolás , escritora de cuentos infantiles,  por colaborar con nosotros otro año más y por el regalo que nos hizo. Porque, Mayer, nos ha hecho un gran regalo. Ella nos va a regalar un cuento, lo escribirá ella, pero lo dibujarán los niños del colegio “José Alcolea Lacal”, que es el colegio que más participa en nuestro concurso de cuentos. Así, que ánimo a los demás colegios, que Mayer quiere mucho a nuestro pueblo.


Como sabemos lo importante que es que el ingenio, la creatividad y la imaginación de los niños, seguimos haciendo cada año nuestro concurso de cuentos (Mayer nos ha dicho que sin imaginación no se puede vivir, que sin creatividad e ilusión el mundo se acaba, se muere... Llega la Nada, como en La Historia Interminable"  y esto es verdad).

También sabemos lo difícil y lo complicado que es sentarse a escribir un cuento; vamos a premiar vuestro esfuerzo y a disfrutar de vuestra magia, que es de verdad el regalo más grande.

Al jurado le ha costado muchísisimo decidir los ganadores, porque todos los niños se merecen ganar, además se han currado mucho la presentación también.

El tema que hemos elegido este año es “El Agua”, porque el agua es lo más importante de la vida, sin agua no hay vida, el agua no es un bien que podamos crear, por lo que es muy importante que la cuidemos.

Al leer lo que los niños han explicado sobre el agua, nos hace no perder la esperanza, ellos si que tienen claro lo importante que es. ¡Gracias chicos por vuestras lecciones!

En la vida también hay Alegría, por eso también se han premiado cuentos con humor.

Con vuestros cuentos el jurado se ha emocionado por todo vuestro sentido común y vuestra conciencia de planeta, ¡que tenéis a manta! y también se ha reído con vuestra chispa y vuestra imaginación.


En este concurso podían participar todos los niños de 3º, 4º y 5º de primaria. Y los niños de 6º, que podían elegir entre cuento o “relato corto”.

En los premios ha colaborado, muy generosamente, la Concejalía de Cultura del Ayuntamiento de Archena.

Hemos entregado 4 primeros premios de 50 euros cada uno.

4 segundos premios, que esperamos que os gusten.

Y 4 terceros premios, que son sets de escritura para que sigáis desarrollando vuestro talento.

¡Todos los cuentos están para un primer premio, todos!


¡Pasamos a los premios!

-       Tercer premio

·       (de 3º curso) “El agua buena” de Esteban Dylan Latorre Carlos

·       (de 4º curso) “El río mágico” de María Ponce Moreno


·       (5º curso) “Un futuro sin agua” de Rodrigo Vidal Ayala. El año que viene vamos a incluir la modalidad de comic y el jurado está seguro de que te va a encantar.

·       (de 6º curso) “La Luna y el Lago” de Irene Gallego López. Que nos deja una buena reflexión que le ha tocado el corazón al jurado. Al ver lo que los adultos estamos haciendo, pregunta Irene: “¿De verdad estamos esperando que los niños tomen las riendas de este mundo?”


-       Segundo premio

·       (3º) “En busca del agua perdida” de Ainara Soto Portero-Palma
·       (4º) “El pozo mágico” de María Rojo Martínez
·       (5º) “Fricopo quería viajar” de Ana María Ferrer Calderón
·       (6º) “Acuata y Clara” de Daniela Gambín Pérez




Los primeros premios:

-       Lectura del primer premio de 3º curso
·       “Claudia, la gota mágica” de Sara Guillamón Gambín

-  Lectura del primer premio de 4º curso
·       “La gotita perdida” de Francisco Javier Benavente Bernal

-  Lectura del primer premio de 5º curso
·       “Las mágicas aventuras de Goti” de Ángeles Velázquez Sánchez

-  Lectura del primer premio de 6º curso
·       “El tesoro de la naturaleza” de Aroa García González

-     Ha habido algunos cuentos, que no están dentro de los primeros premios, pero que vamos a destacar porque han impresionado al jurado por su ingenio y su originalidad.

Estos son:

·       “La Casa del Bosque” de Álvaro Domingo López por ver la alegría en la solidaridad.

·       “El ciclo sin fin” de Sofía García Rojo. Por una muy buena narración.

·       “Mika al rescate de Nico” de Noa Fernández González. Por su originalidad.

·       “La gota que quería viajar” de Inmaculada Ruiz Castillo. Por su humor e ingenio.


- Como a esta asociación no le gusta que los concursos sean injustos os vamos a entregar un diploma, un libro de Mayer Nicolás y un detalle de personal de la Vicepresidenta de la asociación (Belén Balibrea), al resto de finalistas que habéis participado y nos habéis hecho pasar un rato tan agradable…

·       Joaquín Daniel Ibáñez Valcárcel
·       Gloria Fuensanta Gabarrón Pay
·       Alejandro Rojo Pagán
·       Iván Mayordomo Martínez
·       Lola Nicolás Yepes
·       Guillermo López Rojo
·       Gracia Gabarrón Pay
·       Mónica López García
·       Estefanía Rojas Duhne
·       Rubén Ortiz López
·       Fatna El Goual
·       Andrés Jesús García Pagán
·       José Garrido López

   Queremos que conozcáis al jurado y colaboradores de este concurso de cuentos.

·       Vega Amat Balibrea
·       Mayer Nicolás
·       Belén Balibrea
·       María José Tortosa
·       Rosa Martínez
·       Juani Martínez


La asociación ha mostrado su agradecimiento a Mayer Nicolás (nuestra escritora favorita), Mari Carmen Alcolea, Ángela Gómez (Concejalas del Ayuntamiento de Archena, que ha colaborado económicamente en los premios), José David Brando (que nos ha ayudado en toda la realización del evento), Toñi Fernández, Patricia Brao (directora del colegio José Alcolea Lacal y maestra del colegio Miguel Medina, respectivamente), y Susana Valcárcel (que ha asistido en representación de Psoe de Archena)

Y también, ha habido diploma para los colegios que han participado y nos han ayudado a que fuera posible este concurso. En especial al colegio “José Alcolea Lacal” por ser el colegio que más ha colaborado en estos cuatro años.

Y por último, decir que, nuestra asociación pone toda la ilusión y el entusiasmo en este concurso y en todas las actividades y proyectos que realizamos. Que todos tenéis las puertas abiertas para ser socios o colaborar con nosotros.

Agradecemos a  todos los que habéis hecho posible este concurso, profes, padres, abuelos, hermanos, etc.,  a todos los que han estado hoy y esperamos poder celebrar una quinta edición. ¿Estaréis?


Resultado de imagen de línea recta


CUENTOS GANADORES

CLAUDIA, LA GOTA MÁGICA
(1º PREMIO 3º CURSO)

        Había una vez una gotita de agua llamada Claudia, que vivía en el Universo. Una noche escuchó gritos desde La Tierra que decían: ¡agua, agua, agua… por favor!
        Claudia se acercó a La Tierra para saber qué pasaba y se encontró con un patito llamado Mateo, y le preguntó: ¿Cómo te llamas?, ¿qué sucede?. Escuché gritos desde el Universo y vine rápidamente.
-         ¡Hola Claudia!, me llamo Mateo, en La Tierra nos estamos quedando sin agua, por eso gritamos todos con urgencia, desesperados. ¿Nos podrías ayudar?
-         ¡Pues claro que si, os ayudaré!
Claudia llamó a sus amigas las nubes, les contó lo sucedido y ¡de pronto comenzó a llover por arte de magia!
Mateo, muy contento, le dio las gracias a Claudia de parte de todos los habitantes de La Tierra, y nunca más volvió a faltar el agua.

Autora: Sara Guillamón Gambín.

Resultado de imagen de línea recta



LA GOTITA PERDIDA
(1º PREMIO 4º CURSO)

        Como cada ciclo del agua, en las nubes, se celebra una gran fiesta, la fiesta del agua, para galardonar a la gotita del agua mejor utilizada.
        Gotita Perdida, era una gota que nunca se llevaba ninguna medalla, ya que nadie la utilizaba para ningún uso importante y eso que era igual que todos las demás.
-         Eyyy!!, Gotita Perdida, otro año sin llevarte nada? –dijo Gota Sedienta
-         Si –respondió triste Gotita Perdida.
Gotita Sedienta, era la favorita por todos, que la utilizaban los humanos y seres vivos para beber cuando estaban sedientos. -Gotita Perdida no pudo evitar sentir tristeza.
Mister Gotaza, fue aprovechada para regar la flor favorita de Emily, -una niña entadora.
A Mis Gota Brillante, la eligieron para dejar súper brillantes los dientes de Gerardo.
Las hermanas Mini Gotas, fueron elegidas para regar el césped…, y así sucesivamente….
Gota perdida se alegraba por sus compañeras, y cuando casi todo había terminado, entre la gran multitud, se oyó: ¡Y el primer premio es para….. ¡Gota Perdida!. -Ella se alegró mucho.
Entonces le dijeron: Tu premio es la medalla a la gota de gran valor, porque eres la que todos extrañan cuando no estás.
De pronto se puso a llover y las gotitas volvieron a recorrer de nuevo su ciclo del agua.


Autor: Francisco Javier Benavente Bernal.

Resultado de imagen de línea recta
LAS MÁGICAS AVENTURAS DE GOTI
(1º PREMIO 5º CURSO)

        Goti era una gota de agua muy decidida y valiente, que todo lo que se proponía lo intentaba hacer y que, aunque fallara, seguía y seguía hasta conseguirlo. Él decía que era muy especial, porque según él, tenía “Súper poderes”, que eran convertirse en estado líquido, gaseoso y sólido, y además, siempre contaba con su mechero mágico para ayudarse en sus hazañas.
        Un día, Goti, quería formar parte de la lluvia, entonces se subió a un tejado, fue corriendo para saltar con otras gotitas de agua, pero en vez de caer en el suelo se coló por una ventana de una casa que daba a la cocina. Debajo de la ventana había un congelador donde estaba un niño abriéndolo, y justo Goti cayó ahí. ¡Menos mal, porque el fuego estaba encendido!
        Goti se hizo “cubito” usando uno de sus “Super poderes”, y pasó toda la noche con sus nuevos amigos, ”los cubitos”, jugando a adivinar la comida que había en el congelador.
        Al día siguiente, al abrir el congelador, Goti, se despidió de sus amigos, cogió su mechero mágico y como le daba calentor se evaporó… ¡Quería seguir viajando!
        Después, Goti, subió al cielo y se metió a una nube en la que estuvo saltando como en una colchoneta, hasta que chocaron las nubes y empezó a llover, y cayó en forma de gota en el mar, y estuvo flotando y hablando con unos peces. Goti se quedó dormido y cuando se despertó estaba cerca de la boca de un tiburón ¡qué miedo!. Pero, de repente, se abrieron las nubes, donde se vieron aquellos destellos, y detrás de esos brillitos había algo que parecía un ángel que bajaba a salvar a Goti. Después, Goti, notó como si alguien le estuviera dando unas palmaditas en la espalda, se giró y esa era su madre diciendo: Goti, ¡que te pierdes el autobús del cole, venga!. Goti, se dio, cuenta de que todo había sido un ¡sueño!. ¡Qué chulo ha estado, pero prefiero seguir teniendo mis “Super poderes” a que me coma un tiburón!


Autora: Ángela Velázquez Sánchez.

Resultado de imagen de línea recta
EL TESORO DE LA NATURALEZA
(1º PREMIO DE SEXTO CURSO)
        María, era tan sólo una niña cuando escuchó hablar del gran tesoro. Toda su infancia se la pasó escuchando las historias del gran tesoro que había en la isla.
        Ya de mayor, María, se empeñó en encontrar dicho tesoro, pero la búsqueda no sería fácil, ya que no disponía de muchos datos. La gente mayor solía contar que con ese tesoro podrías tener la mayor riqueza de La Tierra, que daba el poder del bienestar a todos los seres vivos. ¡Quién no iba a querer un tesoro de tal magnitud!
        María estaba obsesionada, día y noche pensaba en él.
        La gente mayor hablaba de que había un mapa con tres pistas para encontrarlo, y que fueron muchos los que lo intentaron, pero sin resultado.
        Entonces María preguntó a un anciano dónde podría encontrar el mapa. El anciano muy amable le indicó dicho lugar. Ella se dispuso a buscarlo. ¡Allí estaba llena de emoción y sin poder controlar sus nervios!.
        Abrió el mapa, y ponía: “La ladera debes cruzar y 40 pasos andar, para hallar la primera pista delante debes mirar.”
María cogió el mapa y corrió con todas sus fuerzas, cruzó la ladera y anduvo 40 pasos. De repente se paró y por más que miraba no conseguía ver nada, tan solo veía un lago con forma de “H”.  Se pasó horas mirando y sin conseguir resultado alguno.
Pasó a la siguiente pista que decía así: “Al monte debes subir y en el bosque debes mirar”. María corrió y corrió hasta que llegó. Ya en la cima miró al bosque, peo tan sólo veía dos árboles.
Ya, un poco decepcionada, miró la tercera pista, que decía: “El riachuelo debes seguir y hasta el final debes ir”. Cuando llegó, vio una enorme cueva en forma de “O”.
El mapa termina diciendo así: “Si el tesoro quieres encontrar, el mapa debes mojar”. Cuando mojó el mapa, salió el dibujo del lago en forma de “H”, los “2” árboles y la cueva en forma de “O”, y una descripción que decía que, para resolverlo debía poner juntas las tres pistas. María pensó y pensó… y pensó. No sabía cómo atar los cabos, hasta que se acordó de la tabla periódica y se dio cuenta de que el gran tesoro ¡era el agua!
¡¡¡ H + 2  + O !!!


         Autora: Aroa García González.

Resultado de imagen de línea recta
A petición del niño, vamos a publicar el cuento de un finalista que no obtuvo premio principal. El cuento se titula "Mario y Martína" y el autor es Guillermo López Rojo.

Hace tiempo me contaron la historia y me afirmaron que era cierta… Pero no importa realmente si es falsa o cierta. Lo que me importa es que os guste.
Mario era una gota de agua. A simple vista, parecía una tota corriente y normal pero, en realidad tenía mucha responsabilidad: Tenía que ir de planeta en planeta midiendo su nivel de agua. Todo iba bien… hasta que llegó al planeta “Atlanticus”. Aquel planeta estaba más seco de lo normal y Mario no entendía porqué: ¡Ese planeta tenía más nivel de agua que La Tierra! Y, ahora, ¡está más seco que un esquimal en el desierto!
Volvió a su planeta Aquópolis (el único planeta en el desierto que nadie conoce… Porque está bajo el agua; por eso, todos sus parques son acuáticos. Intentó convencer a los habitantes de Aquópolis para que ayudaran al planeta Aquópolis, pero nadie movió ni una “gota” gorda de la mano.
Tan solo una gota llamada Marina Tormenta, pero era más conocida como Marina Tor, le escuchó atentamente.
Marina era tímida, porque era de agua subterránea, pero tenía un gran corazón.
-         Marina, necesito tu ayuda. No sé cómo voy a resolver un problema muy gordo. ¿Me ayudas? – Dice Mario
-         ¡Por fin alguien confía en mi! – Exclama Marina- La gente sólo se fija en los ríos y cataratas, pero el agua subterránea es muy valiosa, al fin y al cabo. Pediré ayuda a mis amigos. ¡Juntos somos increíbles!
Otra cosa muy buena de Marina es que su tipo de agua era muy veloz. En una milésima, ¡había cientos de gotas!
Llegaron a Atlánticus y lograron subir el nivel de agua de todo el planeta. Entonces, un habitante vio a las gotas y por poco se desmaya. ¡Era el alcalde!
-¡Señor! –Exclama Mario- ¡Tenga más cuidado usted y los habitantes de Atlánticus! ¡Debéis malgastar menos agua!
- ¡Si no cuidáis el agua del planeta, no volvemos a ayudaros. ¿Prometido? –Pregunta Marina.
-Pro-pr-pro-me-mmm-tido, -dice el alcalde.
La promesa se cumpió. Y Marina y Mario fueron grandes amigos.
FIN